Incendio en el Amazonas: Bolsonaro, Kast y Trump, la verdadera amenaza para América Latina

Jair Bolsonaro no es solo una amenaza para Brasil, sino para el planeta. Así lo han demostrado los graves incendios que afectan a la selva más importante de la tierra y de los cuales Bolsonaro no se hace nada más que reírse. El Presidente de extrema derecha, fiel admirador de Donald Trump pretende sacar a Brasil del Acuerdo de París, que busca controlar el calentamiento global. Brasil muestra un aumento de incendios forestales de un 83% respecto al año pasado, el gobierno de Bolsonaro culpa al clima, sin embargo, según le explicó a la agencia Reuters Alberto Setzer, investigador del INPE, «no hay nada anormal en torno al clima o las precipitaciones en la región amazónica este año, que están solo un poco por debajo del promedio», por lo que los incendios claramente tendrían un origen humano y un claro propósito: Explotar el Amazonas.

La selva, de la que ya se ha destruido el 20% producto de la deforestación, está peligrosamente cerca del punto de inflexión. A partir de ahí, la mayor selva tropical del mundo se convertirá en una región con vegetación rala y baja biodiversidad. Y el combate global a los efectos del cambio climático será un desafío casi imposible. 

Jair Bolsonaro ha tenido un papel muy activo en el avance sobre las áreas protegidas de la Amazonia en el último tiempo. Quiere transformar las tierras indígenas y las áreas de conservación, hoy las principales barreras contra la devastación de la selva, en pasto para bueyes, plantaciones de soja y extracción mineral. 

Bolsonaro ya ha garantizado a los grandes hacenderos y grileiros que va “limitar las multas ambientales”. “¡Ningún fiscal canalla os va a poner recetas!”, dijo en julio. “Derechos humanos, ¡lo que faltaba pal duro!”. También dijo que no habrá “ni un centímetro más para tierras indígenas” y defendió que las que ya están demarcadas se puedan vender. 

Entusiasta de la dictadura que controló Brasil entre 1964 y 1985, también ha declarado que “pondrá un punto final en el activismo chiita ambiental”. El presidente, que exalta la tortura, afirma que “las minorías tienen que curvarse a la mayoría” o “simplemente desaparecer”.

La elección del ultraderechista ha funcionado como una especie de autorización para deforestar la selva y matar a los que la protegen. Varios casos de violencia contra líderes y asentamientos de campesinos han tenido lugar en la Amazonia después de las elecciones, Brasil ya es el país más letal para los defensores del medio ambiente. Con Bolsonaro, esta violencia está explotando y claramente él es el responsable político de los incendios que afectan al pulmón más importante de la importante de la Tierra.

Aquí en Chile tenemos a nuestro propio Bolsonaro, fiel a las “Fake News” y adicto a las postverdades, José Antonio Kast, nieto de un inmigrante alemán quien fuera soldado nazi, es además admirador de la dictadura de Pinochet, misogeno y homofobo. Pero las similitudes con Bolsonaro son más.

Kast rechaza que Chile sea sede de la Conferencia Anual del Cambio climático llamada COP25, argumentando que solo se trata de “Burócratas internacionales” y  “ONG’s ambientalistas (que) celebran una nueva oportunidad para lucrar” afirmó en tu cuenta de Twitter.

La corrupción también caracteriza al Bolsonaro Chileno, durante más de 20 años, Kast fue diputado por el partido político más corrupto de Chile, La UDI. En esas dos décadas, además de su baja asistencia al congreso que promedió solo un 48% en todo su periodo legislativo, el ex UDI recibió sobornos del grupo penta por intermedio de Banmedica.

Según consigna Ciper Chile y de acuerdo con la versión entregada por Hugo Bravo, ex Gerente General de Penta, José Antonio Kast político de ultraderecha que se declara anticorrupción, llegó personalmente hasta la oficina del gerente general de Penta a solicitar un soborno por 10 millones de pesos a cambio de boletas de honorarios. 

Quien cree que la posibilidad de que Chile sea gobernado por un hombre declaradamente racista, misógino, homofóbico, corrupto e ignorante es solo otra rareza de América Latina, que aún no ha entendido que, en tiempos de cambio climático, la amenaza llega a su puerta, más aún en Chile, el país más golpeado por el cambio climático en America.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*